ITALIANO PARA EMPRESAS: ¿VENTAJA O REQUISITO INDISPENSABLE PARA LOS EMPLEADOS?

Es muy probable que en algún momento tu empresa empiece a internacionalizarse. Y cuando eso pase, ¿qué idiomas se deben dominar? El primer idioma en el que se suele pensar es el inglés. Pero, ¿y si quieres comerciar con países en concreto, como Italia? Hoy te explicamos si el italiano para empresas es una ventaja o un requisito fundamental para los empleados.

Por qué aprender un idioma distinto al inglés

Cuando tu empresa va a empezar a hacer negocios con países extranjeros, seguro que crees que el inglés es el idioma más versátil. Por supuesto, el inglés es increíblemente útil, pero quizá en el país en el que comercias no se valora tanto. Puede ser el caso de Italia. En Italia se prefiere el idioma italiano para los negocios por distintas razones:

  • Comodidad: los italianos se sienten infinitamente más cómodos hablando en italiano, prefieren su idioma. Será más fácil hacer, en este sentido, negocios con los italianos, que estarán más predispuestos.
  • Serás mejor visto: si tú o los empleados de la empresa aprendéis italiano para empresas y sois capaces de comunicaros correctamente en el idioma, seréis vistos como alguien que muestra interés por el país y su cultura.
  • El italiano no es tan popular: admitámoslo, el italiano no es tan popular como el francés o el alemán, y mucho menos el inglés. Eso en realidad es una ventaja competitiva, ya que habrá menos hablantes del idioma. Los empleados y tú destacaréis si aprendéis italiano con cursos de italiano para empresas.

¿Es el italiano para empresas realmente acertado?

Son muchas las ventajas que te aporta aprender otro idioma, pero si comercias con Italia, dominar su lengua será enormemente beneficioso para los resultados. En cualquier contexto, aprender italiano es un punto añadido en el currículum. Pero introducirlo en tu empresa, en el caso de que mantengas relaciones comerciales con Italia, puede ser más que una simple ventaja. Fíjate en los siguientes puntos para valorar si el italiano para empresas realmente te será útil.

Criterios geográficos

Cuando se piensa en aprender un idioma, ya sea para el trabajo o para los estudios, generalmente se deben tener en cuenta criterios significativos con los que podrás decidir si implementar la lengua o no.

Uno de esos criterios es la proximidad geográfica. Es decir, cuanto más cerca esté un país de otro, más posibilidades habrá de viajar y traspasar fronteras. En el caso de España es un punto especialmente importante: siendo Italia un socio comercial para la mayoría de empresas españolas y estando tan cerca, que los empleados aprendan italiano como lengua extranjera con buenos cursos de italiano es un punto que valorar muy seriamente.

Número de hablantes

Otro de los puntos más importantes a la hora de aprender un idioma es el número de hablantes. Seguro que si estás pensando en introducir los idiomas para empresas has pensado en las lenguas más populares porque las hablan muchas personas.

No obstante, si tu objetivo es realizar tratos con el país transalpino, es considerable reflexionar sobre ello: en el mundo hay sobre 70 000 millones de hablantes de italiano, cifra más que notable. Seguro que podrás explotar el poder del idioma. Eso sí, si quieres introducir cursos de idiomas en tu empresa, piensa en el aspecto cultural, además del lingüístico: en Italia hay ciertas tradiciones en los negocios que no deberías pasar por alto si quieres sacar el máximo partido a las negociaciones.

Aprender italiano para empresas por interés económico

Uno de los últimos criterios para estudiar un idioma es el interés económico. Considerar, como es lógico, si esa inversión te va a traer beneficios a medio y largo plazo. Teniendo en cuenta que Italia es uno de los socios comerciales más importante de España, es interesante el dominio del italiano para conseguir clientes que te puedan aportar buenos beneficios.

Italiano para empresas: ventaja e indispensable

En el mundo de hoy en día, internacionalizar un negocio e intentar contactar con clientes extranjeros es una oportunidad de crecimiento muy seria. En el caso de las empresas españolas, más jugoso es todavía comerciar con Italia, por la cercanía y la facilidad de trato. No obstante, si se quiere hacer negocios con los italianos, será interesante aprender las reglas de su juego. Dominar el italiano es una ventaja si se hace con poca frecuencia o tan solo lo necesitas para viajar. De todas maneras, hablando italiano podrás entender la verdadera esencia del país.

Pero si lo que quieres es realmente hacer negocios con firmas italianas, es imprescindible que los empleados dominen el italiano para empresas. De esta manera podrás cerrar tratos interesantes, además de hacer sentir a tus socios italianos más cómodos. Considerando todo esto, proponer cursos de idiomas personalizados es un requisito indispensable para negociar bien con Italia. ¡Contáctanos y te ayudamos en la implementación de la formación a medida que necesitas!